Serengeti: el hechizo de Tanzania

Serengeti- Safaris en Tanzania

Desafío para tus sentidos

Recuerdo, como si fuera ayer, la primera vez que visité el Parque Nacional de Serengeti, uffff, fue como un ¡subidón de adrenalina por todo el cuerpo!.

Mi vista no podía abarcar sus inmensas llanuras que se confundían con el cielo africano, y mientras me quedaba alucinada observando su paisaje, pensaba que era afortunada, pues no todos los días se puede ver la Belleza en estado puro.

Serengeti- Safaris en Tanzania

Quizás haya quien piense que exagero, o que es un topicazo decir esto, pero puedo asegurar que, en este caso, la realidad supera a la ficción, y estar en Serengeti, es como vivir otra vida.

Sé que no soy objetiva al hablar de Serengeti, pues es mi parque preferido, y cada vez que viajo a Tanzania tengo que ir a visitarlo, pues es como una adicción, a la que no pienso renunciar nunca.

Pisar el Serengeti te despierta todos los sentidos, sus inmensas llanuras te desafían a ser más humilde, a relativizar las cosas, a sentir la emoción de estar ante el origen de la Vida.

Serengeti- Safaris en Tanzania

En los 13 años que llevamos organizando Safaris en Tanzania, todavía no nos hemos encontrado a ningún viajero, y espero que no pase nunca, que nos haya dicho que no le gusta o que no ha sentido nada al visitar Serengeti.

Todos, absolutamente todos, han quedado hechizados y, como me ocurre a mí, no encuentran todas las palabras necesarias para poder expresar su salvaje belleza.

Mucho se ha escrito sobre Serengeti, y mucho queda todavía por escribir, y mi intención en este post no es hablar de su geografía, o de su historia, ni tampoco de la gran diversidad de fauna y flora que habita en él.

Serengeti- Safaris en Tanzania

No, mi intención es más osada, pues me gustaría que cada uno de los que me lean, reflexionen por un momento, aunque solo sea  por 1 minuto, sobre el qué sería de nosotros, los seres humanos, sin Serengeti, o sin lugares similares a él.

Por favor, pensar por un instante que ya no se tuviera la posibilidad de poder visitar Serengeti, de que ya no existiera tal como lo conocemos ahora, de que hubiéramos aniquilado su vegetación, su fauna… ¡es terrible!

Serengeti- Safaris en Tanzania

Puede que, para algunos, este tema de la conservación del medio ambiente sea un tema muy manido, que se habla de él por temporadas, según la moda del momento, y que tampoco es para tanto, pues queda “mucho verde” y “mucha agua” en el mundo.

Mi abuela decía que la “ignorancia es muy atrevida” y tiene toda la razón, pues el que piense que no va sufrir las consecuencias directas de la destrucción diaria a la que sometemos la Naturaleza y a su fauna está muy equivocado, además de ser un desgraciado ignorante (y aquí utilizo la palabra desgraciado en sentido literal, no de forma ofensiva).

Serengeti- Safaris en Tanzania

Quiero hacer una especial mención a la organización AMIGOS DEL SERENGETI  cuyo portavoz en la comunidad hispana es un amigo, Xavier Surinyach. 

Desde hace años, esta organización, está haciendo una gran labor, y se mantiene en la lucha diaria de evitar que se construya una carretera que cruce todo el Serengeti, una aberración que solo se mueve por el interés económico.
De ocurrir este infame hecho, todo el ecosistema Serengeti- Mara se destruiría, y ello significaría el fin de la Gran Migración, el fin de Serengeti.

Serengeti- Safaris en Tanzania

Pero quiero terminar el post expresando que todavía tengo la esperanza de que eso no vaya a ocurrir, quiero pensar que Serengeti seguirá siendo “esa llanura infinita”, quiero creer que las generaciones futuras lo verán tal salvaje como está ahora, y querrán seguir protegiéndolo a toda costa.

Deseo que, cuando nuestros viajeros hayan disfrutado de un Safari en Tanzania, nos digan: ¡Serengeti nos ha hechizado, queremos volver!

Serengeti- Safaris en Tanzania
“Adquiere conciencia de estar implicado en algo mucho mayor que tú mismo” (Sobonfu Somé).

Comparte esta página:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Got Something To Say:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *